Azufre en las Plantas: [Uso, Ventajas, Excesos y Carencias]

Inicio » Azufre

El azufre para las plantas y el huertoEl azufre forma parte de los nutrientes secundarios que se reconocen en los cultivos por la cantidad necesitan para estar con salud.

Sin embargo, en muchas oportunidades esta condición se confunde con la situación de si son más o menos importantes.

Es un hecho que al formar parte de la familia de los micronutrientes más relevantes, con el calcio y el magnesio, se trate de un elemento imprescindible.

Y esto lo podemos notar porque un déficit de azufre podría ser perjudicial para la absorción y funcionamiento de otros nutrientes.

Si no habías pensado antes en la relevancia que tiene el azufre para tus cultivos, atención porque aquí te lo contaremos todo.

¿Qué es el azufre?

El azufre es denotado dentro de los elementos químicos con el símbolo de S y a nivel de cultivos representa uno de los tres nutrientes secundarios.

Su importancia se asocia a mantener a las plantas con un buen ritmo de crecimiento, al mismo tiempo que contribuye a su óptima salud.

Para que las plantas sean capaces de absorberlo del suelo, el azufre debe estar presente en forma de sulfato, manifestándose como SO4.

Conseguir esta forma es algo relativamente sencillo en el ambiente porque el azufre es muy fácil de disolver, aunque también se pueden generar pérdidas.

¿Qué factores influyen en la respuesta del cultivo con la fertilización de azufre?

  1. El azufre proviene de la descomposición que tiene el suelo la materia orgánica. Por esta razón, uno de los factores que influyen de forma directa en los correctos niveles de este elemento para la fertilización es la materia orgánica.
  2. Esto quiere decir que suelos con alto contenido de materia orgánica, tendrán más azufre disponible.
  3. Ahora bien, esta forma no es apta para que las plantas la absorban, pues como ya hemos visto, necesitan la forma de sulfatos.
  4. Lo que sí ocurre es que el azufre proveniente de la materia orgánica va pasando por un proceso de descomposición progresivo que, tiempo después, dará origen a los sulfatos.
  5. Otro elemento que guarda mucha relación con la capacidad del suelo para la fertilización por azufre es el pH.
  6. Como en la mayoría de los casos, un suelo con pH elevado, tendrá menos cantidad de azufre disponible.
  7. Por último, la textura guarda relación en torno a que los suelos con contenido más arcilloso dispondrán de más azufre que los arenosos.
  8. En general esto se debe al nivel de filtración que tiene cada uno, debido a que el azufre tiende a perderse por un proceso conocido como lixiviación.

¿Cuál es el contenido de azufre en el suelo?

La cantidad total de azufre en el suelo es variable en función a los factores descritos más arriba.

Este porcentaje puede ocupar desde un 0,005% hasta un 0,04%.

La mejor forma de validar de qué punto exacto se trata es mediante un estudio de suelo.

¿Qué beneficios puede tener un suelo rico en azufre?

  1. Los suelos ricos en azufre facilitan que las plantas obtengan la cantidad de elemento que necesitan para la constitución de sus proteínas.
  2. Esto se debe a que el azufre forma parte esencial de ellas, así como en la formación y funcionamiento de distintas hormonas.
  3. Otra parte en la que interviene el azufre, y que es determinante, tiene que ver con la formación de algunos aceites.
  4. El azufre también juega un papel protagónico en el correcto desarrollo de la clorofila y está presente en algunas reacciones a nivel celular.

¿Qué desventajas tiene un exceso de azufre?

El principal problema que se presenta cuando existe un exceso de azufre tiene que ver con la alta competitividad que tiene con el nitrógeno.

Esto quiere decir que niveles altos de azufre pueden llevar a que la planta no absorba y distribuya bien el nitrógeno, por lo que se producirá un déficit de este.

¿Qué cultivos se benefician más de la presencia de azufre en el suelo?

  1. El azufre es necesario para el desarrollo y salud de todas las especies vegetales.
  2. No obstante, su presencia se hace primordial en cultivos como el ajo y la cebolla.
  3. En ellos, forman parte de los compuestos volátiles que necesitan para su constitución.
  4. Los cereales son otro de los cultivos que se benefician mucho de suelos ricos en azufre porque les aumenta el nivel de harina en su composición.
  5. Como también ayuda a desarrollar aceites, los cultivos que tienen que ver con oleaginosas lo necesitan mucho.
  6. En el caso de las hortalizas, el azufre ayuda a que las cosechas sean mucho más uniformes en tamaño y contextura.

¿Cómo detectamos deficiencia o carencia de azufre en nuestros cultivos?

El azufre está muy ligado al nitrógeno pues ambos intervienen en procesos similares.

De hecho, el azufre ayuda a que la planta pueda absorber mejor el nitrógeno.

Esto trae como consecuencia que la falta de azufre se manifieste con síntomas muy parecidos a los que ocurriría en caso de que el déficit fuese de nitrógeno.

Lo primero es la clorosis que va atravesando toda la estructura de la planta de forma progresiva, desde las hojas más jóvenes hasta llegar a las más viejas.

La razón es que el patrón de movilidad del azufre es relativamente lento, pero a la vez ayuda a evidenciar un aspecto uniforme en toda la planta.

Una forma de separar la clorosis por nitrógeno de la que ocurre por azufre es notar por dónde empieza:
  • La clorosis por deficiencia de nitrógeno empieza por las hojas más bajas o viejas.
  • La clorosis por deficiencia de azufre ocurre en las hojas más nuevas.

Disfrutar de un suelo con buena cantidad de materia orgánica lleva a que este sea rico en todo tipo de nutrientes, sobre todo de azufre porque depende de él.

De todas maneras, a la hora de tener alguna duda con respecto a la cantidad de azufre disponible, lo mejor es realizar un estudio de suelo.

Este permitirá definir si hace falta un aporte extra de azufre o con los niveles que se tienen es más que suficiente.

Incluso es la mejor medida a adoptar cuando se note que algo con la planta no va tan bien como debería.

Deja un comentario