Afelandra o Planta Cebra: [Cuidados, Plantación, Riego y Sustrato]

Inicio » Flores » Afelandra o Planta Cebra

planta de la cebra o afelandraLa especie llamada  Afelandra o Aphelandra squarrosa  (también conocida como la planta cebra) pertenece a la familia de las Acanthaceae y procede de las regiones cálidas de América. En Brasil se ubica la mayor parte de poco más de 200 variedades de Afelandra identificadas.

Suele regalarnos en interiores unos efectos decorados fabulosos, gracias a unas singulares brácteas y/o inflorescencias florales de color amarillo realmente hermosas.

Aunque es una planta que no supera los 80 cms de estatura, sus hojas son grandes, muy verdes y con vetas blancas o cremas gruesas que resaltan. El tallo es de tipo leñoso y herbáceo en el extremo.

   

  1. La temperatura: Las temperaturas de 60-75 ºF (15-23 ºC) son ideales y no inferiores a 55 ºF (13 ºC).
  2. La luz: Es preferible la luz brillante sin luz solar directa durante el verano.
  3. Riego: Es importante mantener la tierra húmeda al tacto, y no regar en exceso o demasiado seca. Es aconsejable utilizar agua suave y tibia (no agua dura).
  4. Tierra: La mayoría de las mezclas de tierra para macetas multiuso o con base de turba son adecuadas para su uso.
  5. Reimplantación: Replantarla en primavera cada año. Sólo use una maceta un tamaño más grande si la planta se ha convertido en una maceta (demasiado).
  6. Abono: Alimentar con un fertilizante equilibrado una vez cada dos semanas durante la primavera y el verano.
  7. Humedad: A las afelandras les gusta un poco más de humedad que a muchas otras plantas de 60% – 70%. Es posible que tengas que elevar los niveles de humedad artificialmente en una habitación.
  8. Poda: Cuando las flores empiecen a morir, quítalas. También poda el tallo y las hojas hacia abajo para que sólo queden dos filas de hojas de altura, una vez que la bráctea comience a morir. Esto puede ayudar a evitar que la planta pierda hojas (lo que la mayoría hace), mientras que le da a la afelandra la oportunidad de crecer al año siguiente.

Temperatura: ¿Dónde plantar Afelandra?

dónde plantar afelandra

Necesita cultivarse en temperaturas altas. Le gusta tanto el calor que si en casa la tienes cerca de los radiadores de la calefacción, es mucho mejor para ella. Estará feliz.

Procura que durante todo el año se mantenga en un ambiente con temperaturas que no sean mayores o menores al rango de 22 a 29 °C.

Protegerla de las ventiscas de aire en invierno es fundamental.

 

Luz: ¿Cuánta necesita?

No es posible exponerla a sol directo.

Es una planta muy resistente pero no reacciona bien a la insolación, porque en exteriores se ubica debajo de grandes árboles que le ayudan a recibir luz indirecta.

Ubica a maceta de tu Afelandra en una zona o iluminada de tu casa.

Sustrato y Abono: ¿Cómo preparamos la tierra para la afelandra?

afelandra o planta cebraEs necesario proporcionarle a esta planta de origen tropical un sustrato compuesto a partes iguales por turba, tierra vegetal y arena, junto a un manto de hojas que cubra la parte superior de esta mezcla.

Un buen fertilizante líquido para plantas verdes o uno que se adicione al agua de riego, también le ayudará a desarrollarse a plenitud. Hazlo dos veces por semana en verano.

Es el momento ideal para darle este nutritivo regalo.

Es muy importante que cuando nuevas flores y hojas aparezcan, puedas agregar una gota de fertilizante cuando toque regarla. De esta forma lograrás fortalecerla.

En otoño reduce el riego y utiliza agua templada. Sigue suministrándole la mayor cantidad de luz natural y provéele una temperatura de 18 °C.

Si no lo haces, lo más probable es que la planta deje de producir flores, se debilite y muera. Por tanto, en invierno solo plántala si puedes proporcionarle una temperatura de 24 °C. Protégela de las corrientes de aire.

 

Riego: ¿Cada cuánto y cómo?

sembrar100_02El riego tiene, a grandes rasgos, la siguiente norma: abundante en verano y escaso en invierno.

En el otoño también el riego se reduce y se emplea agua templada, una buena cantidad de luz indirecta, en un ambiente que no supere los 18° C, a fin de que no se debilite y pueda producir más flores y hojas hermosas.

También deben pulverizarse sus hojas en forma regular para reproducir un nivel de humedad idóneo.

Especialmente, hazlo si la temperatura en verano supera los 29°C, porque aunque la Afelandra es de clima cálido a templado, también es cierto que de donde proviene la humedad es alta y puede agotarse y perder el esplendor de sus hojas.

Finalmente, debes saber que si las hojas se caen, lo más seguro es que no reciba agua suficiente, luz natural o que afronte temperaturas adversas para su crecimiento.

Si pones atención a estos indicadores, seguramente esta planta seguirá brindándote un espectacular contraste de colores por mucho tiempo, en alguna estancia especial de tu hogar.

 

La poda de la planta cebra

sembrar100_15Vigila tus brácteas florales.

Cuando las flores mueren, es importante quitarlas rápido. Si se dejan en su lugar demasiado tiempo, las hojas inferiores pueden empezar a caerse. Esto dejará atrás sólo los tallos con mechones de hojas en la parte superior.

Puedes podar el tallo y las hojas una vez que la bráctea muere a un par de hojas en la base de la planta. Esto fomentará un patrón de crecimiento más tupido en la primavera.

¿Es la afelandra tóxica?

La planta de cebra no es Tóxica, pero puede ser irritar la piel. Es mejor podar con guantes para evitar que la savia llegue a la piel. Lava y esteriliza tus tijeras de podar para eliminar cualquier resto de savia una vez hecho.

La ASPCA dice que no es tóxica para los gatos, perros o caballos. Aún así, pon tu aphelandra fuera de su alcance. Puede irritarles la boca o las patas. ¡Mejor prevenir que curar!

 

Plagas y enfermedades de la afelandra o planta cebra

Mosca blanca

mosca blancaLa mosca blanca es un posible enemigo de la afelandra. Estos pequeños insectos voladores chuparán la savia de la planta, dejando puntos amarillos en las hojas.

Para combatirlos, conviene eliminar y destruir el crecimiento de las plantas. Usa trampas pegajosas amarillas para atrapar a los ejemplares más grandes. Un jabón insecticida también ayudará.

Áfidos

Los jabones insecticidas también hacen maravillas contra los áfidos. Estas plagas, comúnmente llamadas áfidos, también chuparán las hojas de la afelandra.

Una vez más, elimina las hojas infectadas según sea necesario.

Cochinillas blancas

cochinillasLas cochinillas blancas y esponjosas también pueden ser un problema.

Estas se aferran a las hojas, y pueden dejar daños similares a las moscas blancas. Un bastoncillo de algodón humedecido en alcohol puede ayudarte a eliminarlas. Preven que vuelvan a salir rociando las hojas de su planta con aceite de neem.

Mosquitos del hongo

Finalmente, aunque son menos comunes, los mosquitos del hongo encuentran atractivo el suelo húmedo y turbio. Las trampas pegajosas atrapan a los ejemplares adultos.

Un suelo empapado con aceite de neem puede ayudar a eliminar las larvas.

Deja un comentario