Seleccionar página

Sulfato de Hierro: ¿Qué es y Cómo lo aplicamos en la Agricultura?

 El sulfato de hierro(II)  es un compuesto iónico al que también se le conoce como sulfato ferroso.

Su fórmula química es: FeSO4, es decir, está formado por hierro, azufre y oxígeno.

sulfato de hierro para los cultivosLa mayoría de las veces se encuentra en forma de sal o como solido cristalino y es de un color azulado verdoso o amarillo con tintes marrones; sin embargo, la presentación más común es la de color azul verdoso.

Su punto de ebullición es a los 90°C y el de fusión a los 64°C si está en forma de anhidro. Su solubilidad en agua a los 20°C es de 30 gramos por litro.

En general, el sulfato de hierro (II) no es inflamable; sin embargo, por ser un agente reductor débil puede reaccionar con agentes oxidantes y generar calor o productos que puedan ser inflamables o combustibles.

Pero no se considera que las sales derivadas del hierro sean productos altamente inflamables. 

Cuando el sulfato de hierro (II) se encuentra en presencia de aire seco se comporta como una sustancia eflorescente, es decir, que pierde agua haciendo que cambie su estructura cristalina a una más parecida a las costras creadas por el polvo.

 

Mientras que en ambientes húmedos se cubre con sulfato de hierro (III), lo que le da una coloración parduzca.

Cuando el sulfato de hierro (II) se mezcla con agua para formar una solución acuosa tiene un pH con niveles que tienen a la acidez debido a un proceso denominado como hidrólisis.

Entre sus múltiples usos está el de servir cono ingrediente para purificar el agua y eliminar los fosfatos en las plantas de depuración.

También se utiliza para tratar la anemia; sin embargo, recuerda consultar con tu médico antes de utilizarlo con este objetivo ya que puede tener efectos secundarios como náuseas y dolor en el estómago. 

¿Para qué se utiliza en la agricultura?

Una de las deficiencias más comunes en los suelos es la del hierro.

Este problema se da en muchas partes del mundo y genera problemas que pueden llegar a terminar con la cosecha o causar deficiencias en el desarrollo de la planta y producción del fruto o flor.

En particular, la falta de hierro ocasiona problemas para sintetizar la clorofila ypor lo tanto que la planta haga la fotosíntesis. 

 

¿Cuándo y cómo aplicarlo en tu huerto?

Puedes utilizar el sulfato de hierro cuando  notes deficiencias de este nutriente. 

¿Dónde conseguir sulfato de hierro?

La mayoría de las veces viene ya empaquetada en presentaciones sólidas. Lo puedes conseguir en cualquier tienda de jardinería o por internet.

¿Cómo lo utilizamos?

Los daños visibles por falta de hierro pueden variar dependiendo de la especie de planta; sin embargo, las características principales son:

  1. Clorosis: esto es básicamente una decoloración del verde característico de las hojas; se presenta en cambio amarillez en el follaje. Las hojas más afectadas son las jóvenes presentando grandes manchas amarillas, mientras que las más viejas pueden solo tener un verde más claro.
  2. En la mayoría de las plantas comienza a notarse en la parte superior.
  3. Hay un retaso en el crecimiento.
  4. En etapas más avanzadas las hojas se comienzan a quemar comenzando por el contorno y extendiéndose al interior.

 

Las causas más comunes para que se genere la deficiencia del hierro es por factores como el pH, el potencial redox y los tipos de minerales presentes en el suelo.

Esto muchas veces provoca que permanezca en disoluciones muy bajas. Igualmente, la solubilidad del Hierro también depende del contenido de materia orgánica presente en el cultivo.

 Las temperaturas extremas  provocan que la capacidad de absorción de hierro y otros nutrientes disminuya considerablemente.

Algunos estudios indican que las temperaturas donde se genera mayor absorción es entre los 30 y los 37°C (sin embargo, toma en cuenta los requerimientos de cada planta ya que temperaturas muy altas pueden causar daños mayores).

En cambio, cuando las temperaturas se encuentran entre los 10 y los 17°C la absorción puede disminuir en promedio dos o tres veces en comparación con la temperatura optima de absorción.

Otro aspecto que puede disminuir la absorción de hierro es un incremento de otros nutrientes como el Cobre, zinc, níquel, cadmio, sodio y potasio (hablamos de excedente no de una cantidad ideal).

Por ello es importante que no sobrepases la cantidad indicada en el empaque y lo hagas cada cierto tiempo para dejar que la planta pueda ir absorbiendo los elementos poco a poco.

 

¿Cómo se prepara el Sulfato de hierro? (7 Pasos)

  1. Procura almacenar al sulfato de hierro alejado de cualquier fuente de humedad para evitar que reaccione y pierda sus funciones principales.
  2. Guárdalo en un lugar seco, sin luz directa del sol y sin presencia de calor.
  3. También intenta que el envase donde lo guardes esté bien cerrado.
  4. Para añadir sulfato de hierro a los cultivos primero tienes que tener en cuenta los niveles de pH.
  5. La absorción del hierro es mayor en niveles de acidez altos mientras que neutros o alcalinos la absorción es prácticamente nula (valores mayores a 8). Es recomendable que consultes con un experto la viabilidad de añadir este compuesto al cultivo ya que puede ser que resulte perjudicial.
  6. Una opción bastante recomendable para evitar las carencias de este nutriente en los cultivos es la aplicación de quelatos de hierro. Estos se aplican por vía radicular (para que lo absorban las raíces).
  7. Igualmente, se encuentran distintas marcas en el mercado por lo que acceder a ellos normalmente no es un problema. Este tipo de fertilizantes suelen ser un 50% más caros que los demás; sin embargo, suelen ser eficientes.

 

¿Qué cultivos se benefician de él?

Se ha utilizado para plantar árboles o plantas cítricas (como el limonero), melocotonero, kiwi, arroz, tomates o cualquier otra planta que presente deficiencia de este nutriente.

Normalmente el hierro ya está añadido junto a otros nutrientes en los fertilizantes, pero si el problema es grave puedes recurrir a este compuesto.

el cultivo del tomate

Última actualización

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quiéres conocer los mejores Trucos para tu propio Huerto Ecológico?

Te iremos enviando los mejores trucos que hemos aprendido para aplicar directamente en tu huerto. Sin publicidad y sin basura. Gracias :-)

¡Muchas gracias!

Pin It on Pinterest