Cómo Abonar Palmeras: Nuestro Método – Sembrar100

Cómo Abonar PalmerasHay algo especial que caracteriza a las palmeras y que hace que queramos tener unas cuantas sembradas en el jardín ¿o no?

Tal vez sea su belleza, su altura o el ambiente tropical que crean, abonarlas será un acto de amor que te traerá muchos beneficios.

Estas son plantas de mucha resistencia y que apenas exigen cuidados. Es que son capaces de crecer hasta en suelos pobres.

Pero cuando te decides a darles una dosis planificada de abono, tendrás una palmera de ensueño y aquí te vamos a contar cómo conseguirlo ¿lo vemos?

¿Por qué es importante abonar las palmeras?

El objetivo ideal de tener una palmera es que esta crezca unos cuantos metros de altura y se establezca como la vemos en las postales. Abonarlas ayudará a que ese ideal lo alcances más rápido porque por medio del abono recibirá los nutrientes para acelerar sus procesos internos.

Palmera montaña 50cm Chamaedorea elegans Arecaceae - Arecaceae

Esto implica: aumentar el tamaño, fortalecer el follaje, darle brillo y mucha más resistencia ante los posibles problemas que surjan con el entorno. En este último punto se cuentan situaciones como: ráfagas de viento, lluvias torrenciales, ataque de plagas o enfermedades, entre otros.

Así que abonarlas, más que una exigencia que ellas hacen, es un acto de cuidado que merecen.

¿Cada cuánto debemos abonar las palmeras?

El proceso de abonado lo tendrás que planificar en función a las condiciones propias del suelo donde las tengas sembradas.

Suelos arcillosos

Suelos arcillososEstos tienen la capacidad de retener por más tiempo el agua y, por ende, los nutrientes. De esta forma, las palmeras podrán aprovechar mejor los abonos que apliques.

Si tienes tus palmeras sembradas en un suelo de esta naturaleza, con un abono al año entre la primavera y el verano será más que suficiente.

Suelos arenosos

Cada cuánto debemos abonar las palmerasEn este caso, el suelo tiende a filtrar con más rapidez el agua de riego y con eso se lava también el sustrato provocando la pérdida de nutrientes.

Si es tu caso, el proceso de abono tendrás que ejecutarlo en varias ocasiones, planificando al menos 1 durante la temporada primaveral y 1 más en verano.

¿Qué nutrientes necesitan las palmeras?

El principal nutriente que le hace falta a las palmeras es el nitrógeno (N) que será el que le ayudará a crecer con más rapidez y mantener las hojas y partes verdes muy saludables.

Palmera artificial KP102 180 cm de alto Planta de casa decoración

El potasio (K) y el fósforo (P) también forman parte de los nutrientes principales, aunque su función se orientará al fortalecimiento de la estructura y de las raíces. Para asegurar que todo marche como es debido, asegura que también posea un equilibrio de micronutrientes.

Estos los puedes añadir en conjunto con el abono que elijas y que, en la gran mayoría de los casos, viene incluido.

¿Qué tipo de abonos necesitan las palmeras?

La buena noticia con las palmeras es que las oportunidades de abonos que resultan útiles para ellas son numerosas.

Veamos algunos tipos que puedes aprovechar:

  1. El abono orgánico casero: es una fuente muy útil de nutrientes y lo puedes hacer en casa sin gastar ni un solo euro. La base está en el estiércol, el compost, el humus, entre otros. Estos son abonos ricos en nitrógeno, por lo que cubrirás todas las exigencias que tiene la planta en esta materia. Además, tiene la propiedad de contribuir a la sostenibilidad del suelo, por lo que son de alto valor ecológico.
  2. El abono mineral: este es un abono que da ventaja en torno a las cantidades de nutrientes que puedes aplicar en cada proceso, ya que vienen formulados por la metodología NPK. Lo mejor es elegir una versión que también contenga micronutrientes para asegurar que todos los requerimientos sean cubiertos.

Symbioethical Fertilizante Universal NPK 20-20-20 1Kg. NITRÓGENO FÓSFORO POTASIO con MICROELEMENTOS y Complejo ACTIVADOR

En algunos casos, los cultivadores de palmeras apuestan por mejorar las condiciones del cultivo realizando un abonado doble cada año. Esto es, aportando abono orgánico casero y abono mineral en distintas épocas para que las plantas estén mucho más fortalecidas.

¿Cómo preparamos abono para las palmeras?

Cómo preparamos abono para las palmerasLa preparación de cada uno de los abonos descritos en el punto anterior los aplicarás según las recomendaciones que te daremos a continuación.

El abono orgánico casero tendrás que suministrarlo abriendo un agujero en el entorno de la planta, cavando hasta un máximo de 5 centímetros.

Esta altura impedirá que las raíces que están más altas se vean perjudicadas por la acción humana.

Coloca por cada planta un promedio de un kilo de abono y tapa con la tierra que haya sobrado. Este es un abono de liberación lenta, pero que enriquecerá mucho a las palmeras y a su entorno.

En el caso de los abonos minerales, estos vienen en forma de gránulos y tendrás que esparcirlos en el entorno de la base de la planta. Es necesario que los mismos alcancen un porcentaje de la zona con sombra de la palmera, calculando un promedio de 50 gramos por cada ejemplar.

Después de suministrar el abono, tendrás que regar con suficiente profundidad para que los gránulos penetren y la planta sea capaz de aprovecharlos.

¿Cómo detectamos si las palmeras necesitan abono?

Las palmeras manifiestan los déficits de nutrientes en las hojas, mostrando normalmente un color amarillo de la estructura. La ubicación de las manchas es lo que te dará indicios de cuál es el nutriente que podría estar fallando.

Por ejemplo, las hojas de color amarillo pálido podrían deberse a problemas de nitrógeno, mientras que hojas amarillas con nervios verdes, pueden ser debidas a déficits de hierro. En todo caso, este es un problema que también puede deberse a fallas en el proceso de riego, por lo que tendrás que someter a la revisión respectiva.

Pack 2 Palmeras de Interior Areca + Chamaedorea Plantas Naturales

El abono para palmeras te será de utilidad para que tus ejemplares estén en óptimas condiciones. A diferencia de otras especies, este proceso será apenas exigente y en poco tiempo de inversión habrás cumplido con todas las exigencias.

Solo asegura de verificar bien el tipo de suelo que utilizas para que definas el ritmo de abonado que deberás implementar en función a él. Y recuerda que la valoración individual de cada ejemplar será clave, pues dos palmeras no son iguales ni responden de la misma forma a distintos estímulos.

Referencias bibliográficas

¿Ha sido útil esta publicación?

Sobre el autor

Soy Ainara Salcedo, y nací en Zaragoza. Hace un tiempo que empecé a colaborar con Sembrar100 en la redacción, edición y maquetación de artículos. Mi grado en Periodismo por la Universidad de Zaragoza me ha ayudado a poder realizar mejor mi trabajo. Dispongo también de el Máster universitario de Periodismo y Comunicación Digital: Datos y Nuevas Narrativas por la UOC.