DMCA.com Protection Status
Jengibre
Evalúa este artículo!

Cómo Sembrar Jengibre en tu Huerto o Jardín: [12 Pasos + Imágenes]

Los griegos comían jengibre envuelto en pan para  tratar problemas digestivos. 

Eventualmente, el jengibre se usó como ingrediente para la elaboración del famoso pan que lleva su nombre.

Además…

Según la Ayurveda (o medicina tradicional india), el jengibre está considerado como  un medicamento universal. 

Es capaz de aliviar malestares como el dolor de articulaciones, los mareos, la pérdida de apetito, la indigestión y la inflamación.

Puntos importantes para Sembrar Jengibre:
  • ¿Dónde? Es una planta tropical que prolifera con el calor. No es resistente a las heladas, pero tampoco tolera el sol directo.cultivar jengibre en huerto
  • ¿Cuándo? Durante la primavera, preferentemente a principios o durante los primeros dos meses.
  • ¿Tiempo de cosecha? A partir de los 4 meses desde la siembra.
  • ¿Cómo preparamos la tierra? El suelo ideal debe ser franco y arenoso, con buen drenado y suficiente materia orgánica.
  • ¿Cómo regamos? Ideal, riego por goteo. Evitaremos a toda costa los encharcamientos.
  • ¿Cada cuántos regamos? Cada día o cada dos días. No tolera las sequías. Requiere mucha humedad.
  • ¿Cómo sembramos? Paso a paso aquí.
  • ¿Cómo cosechamos? El jengibre joven se puede cosechar a los 4 meses después de haberse plantado. Aunque hay que tener cuidado, pues su cáscara es muy fina y, por lo tanto, fácil de lastimar.
  • ¿Plagas y enfermedades? Nematodos, Erwinia sp. y Fusarium spp, Pythium graminicola.

Procedente de Asia, el jengibre es una planta rizomatosa emparentada con la cúrcuma y el cardamomo.

Es célebre en la medicina ancestral por sus  facultades antiinflamatorias  y porque  ayuda a combatir , entre otras cosas, las enfermedades respiratorias, la diabetes y una gran variedad de problemas digestivos.

También se usa como especia y es el ingrediente principal de numerosos platillos y bebidas.

Verás que resulta muy útil tener una provisión de jengibre fresco a la mano para cuando lo necesites.

Lo mejor de todo es que puedes  sembrar jengibre fácilmente  y requiere de muy  pocos cuidados.

Principales beneficios del jengibre

  • Disminuye los dolores reumáticos y menstruales.
  • Favorece la expectoración y disminuye el dolor de garganta.
  • Ayuda a mejorar el flujo sanguíneo.
  • Previene los calambres.
  • Elimina el mareo y el vértigo. Así mismo, reduce las náuseas.
  • Es eficaz contra el resfriado común.
  • Es un antidepresivo y natural.
  • Reduce los niveles de estrés.
  • Combate el envejecimiento prematuro.
  • Disminuye las migrañas.
  • Previene el cáncer de colon y de ovario.
  • Facilita la digestión y reduce la inflamación. Además, disminuye las flatulencias.
  • Activa los jugos digestivos.
  • Mejora la absorción y asimilación de nutrientes esenciales en el cuerpo.

¿Qué necesitamos para sembrar jengibre?

¿Cuándo? Las fechas

plantar jengibreQueremos sembrar jengibre  durante la primavera,  preferentemente a principios o durante los primeros dos meses.

Cosecha: a partir de los 4 meses ya se pueden ir cosechando algunos rizomas.

¿Dónde? La temperatura y la luminosidad

Es una planta tropical que prolifera con el calor. No es resistente a las heladas, pero tampoco tolera el sol directo.

Es una planta que se ha adaptado a vivir bajo la sombra de los árboles de los bosque tropicales.

Puedes sembrar jengibre en una  zona no muy luminosa  o que reciba el sol directo muy pocas horas al día.

Además de que prefiere la sombra parcial, también se desarrolla bien en tierra húmeda, pero no lodosa.

La temperatura ideal es de entre 25 y 30 ºC constantes.

Temperaturas por debajo de los 10 ºC resultan perjudiciales para su desarrollo.

Tampoco tolera los vientos fuertes ni las sequías.

Recomendaciones:

  • Planta después de la última helada de la primavera.sembrar jengibre en maceta
  • Una forma de protegerlo de las heladas es cultivándolo en macetas, bajo techo.
  • Para aumentar la temperatura en interiores puedes hacer uso de cubiertas tipo parral con doble revestimiento.
  • En exteriores, procura sembrar jengibre en lugares soleados. Puedes también usar mantas térmicas si las temperaturas son muy bajas.
  • Ten en cuenta las condiciones particulares del sitio donde vives, ya que si bien, el jengibre puede crecer a la sombra en los trópicos, en otras latitudes, tales sitios pueden resultar demasiado frescas.

¿Cómo regamos? La humedad

El jengibre  requiere de mucha humedad  a lo largo de todo su ciclo de vida.

No obstante, hay que tener cuidado de que el suelo tenga un buen drenaje.

El exceso de humedad puede causar asfixia radicular, podredumbre y ciertas enfermedades provocadas por hongos.

La humedad relativa óptima es de entre 60 y 70%, durante el día, y entre 70-90% durante la noche.

No tolera las sequías, por lo que hay que mantener un esquema de riego constante.

Recomendaciones:

  • De preferencia realizar riego por goteo para regular el flujo de agua.
  • La frecuencia de riego dependerá de las condiciones particulares, sin embargo, debes mantener la tierra siempre húmeda,  evitando encharcamientos .
  • Si riegas por la mañana, es más probable que el cultivo tarde más en trabajar, ya que la energía de las primeras horas la invierte en evaporar el agua de la superficie de sus hojas.

¿Cómo preparamos la tierra? El sustrato

dónde sembrar jengibreEl suelo ideal debe ser  franco y arenoso , con buen drenado y suficiente materia orgánica. Este tipo de suelos mantienen el calor y la humedad con mayor facilidad.

No crece bien en suelos muy compactos o pesados, ni en los muy arcillosos.

 El pH óptimo oscila entre 6.0 y 6.5 

Una de las particularidades del jengibre es que se trata de una planta que crecen horizontal al suelo, por lo que se acomoda muy bien en jardineras y macetas.

Sembrar jengibre en macetas

Si estás interesado en cultivarlo así, el recipiente debe ser de al menos  40 cm de profundidad y 30 cm de diámetro .

Asegúrate de que la maceta también tenga buenos agujeros de drenaje para que las raíces no se empapen con el agua.

Debes colocar un plato pequeño y muy profundo debajo de la maceta para atrapar el agua que drene.

Recomendaciones:

  • Si el suelo es muy arcilloso añade materia orgánica. Puedes usar humus de lombriz. De esta manera también estarás favoreciendo el buen drenaje de la tierra.cultivo del jengibre
  • El abono orgánico deberá ser aplicado después de que las plantas hayan brotado y el suelo se haya calentado suficientemente. Por el contrario, los abonos artificiales se pueden aplicar al poco tiempo de plantar las semillas.
  • El abono oscuro es recomendado para mantener el suelo húmedo y caliente.
  • Si tu jardín tiende a inundarse, es necesario que hagas todo lo posible para solucionarlo. Puedes crear pendientes para que el agua escurra hacia un lado e instalar canaletas para que sea más fácil recoger el agua.
  • Otra técnica eficaz para favorecer el drenaje es crear montículos de tierra y sembrar el jengibre sobre ellos, así se acumulará menos agua al pie de tus plantas.

Cómo sembrar jengibre paso a paso [8 pasos]

 1) Adquiere un rizoma de jengibre. 

Para cultivar jengibre, sólo requieres de hacerte de un corte de la raíz de una planta de jengibre.

Este lo puedes adquirir fácilmente en tiendas de horticultura, viveros o tiendas de semillas.

Igualmente, si conoces a alguien que cultive jengibre, puedes pedirle un corte.

Fíjate que el rizoma sea grueso y su cáscara se sienta firme y fresca al tacto. Es muy importante que no tenga arrugas, ni se sienta blando o presente moho en su superficie.

De preferencia, adquiere un rizoma con algunos brotes verdes.

 2) Corta el rizoma en trozos (OPCIONAL). 

Esto es opcional, sólo si quieres sembrar más de una planta.

Corta tu rizoma en varios pedazos entre 3 y 4 centímetros cada uno. Luego de cortarlos, déjalos reposar en un lugar seco por unos días, a fin de permitirles sanar.

Notarás que a los pocos días, cada trozo desarrollará un callo protector sobre la superficie cortada, lo que reducirá el riesgo de infecciones.

 3) Coloca el rizoma de jengibre en agua (OPCIONAL). 

Si tu pedazo de raíz no presenta ningún brote, colócalo en un recipiente con agua a temperatura ambiente y déjalo ahí durante la noche.

Esto ayudará a estimular su germinación.

 4) Prepara la tierra. 

Fertiliza el suelo y humedece el terreno antes de sembrar para mejorar la calidad del sustrato.

Si siembras jengibre en maceta, lo mejor es rellenarla con una parte de abono o de humus de lombriz y tres partes de tierra ecológica.

Recuerda que la tierra debe estar esponjosa y bien aireada para que pueda drenar bien el agua.

 5) Introduce tus rizomas de jengibre en el suelo. 

Entierra cada trozo horizontalmente a una profundidad de entre 5 y 10 cm, procurando que los brotes miren hacia arriba.

Toma en cuenta que cada trozo de jengibre requiere de 20 centímetros de espacio en tierra.

Cubre la raíz con tierra procurando que los brotes queden al ras.

 6) Riega el terreno. 

Asegúrate de mojar la tierra con abundante agua, pero evitando que se encharque.

Revisa la tierra todos los días y riega justo antes de que se seque por completo.

No te excedas con los riegos. Recuerda que la tierra con demasiada agua pudrirá las plantas.

 7) Fertiliza una vez al mes. 

Si la tierra donde has sembrado tu jengibre es pobre o simplemente quieres mejorar su calidad, enriquécela con una pequeña cantidad de fertilizante.

No obstante, esto no es necesario si el sustrato es fértil.

 8) Sé paciente. 

El jengibre crece con lentitud, especialmente en climas templados.

Verás los primeros brotes a las tres semanas de haberla plantado. Asegúrate de regar y mantener tu planta en buenas condiciones hasta que esto suceda.

Una vez que el jengibre haya brotado, el mantillo lo mantendrá a una temperatura cálida y ayudará a combatir la aparición de maleza.

El mantillo es, además, indispensable si la temperatura de la tierra baja a menos de 10 ºC durante el periodo de desarrollo.

Podrás cosechar el jengibre aproximadamente a los cuatro meses de que haya brotado.

Cosecha y recolección del jengibre

cultivar jengibre paso a pasoDeja que la planta madure antes de cosecharla. El jengibre desarrolla un sabor mucho más fuerte si se le permite desarrollarse en la tierra.

Podrás advertir el momento adecuado cuando  las hojas de la planta adquieran una tonalidad amarillenta. 

Una vez que muera el tallo (aproximadamente a los 8 meses de haberlo plantado) deja de regar la tierra y desentierra el rizoma de jengibre.

Corta los rizomas con un cuchillo desinfectado.

Después de que hayas terminado de cortar, vuelve a colocar los rizomas en la tierra. Asegúrate de que estén completamente cubiertos de tierra para que continúen creciendo.

El jengibre joven se puede cosechar a los 4 meses después de haberse plantado. Aunque hay que tener cuidado, pues su cáscara es muy fina y, por lo tanto, fácil de lastimar.

El jengibre recién cortado se debe lavar, secar a la sombra y almacenar en un lugar fresco y bien ventilado.

Plagas y enfermedades comunes 

El jengibre es vulnerable a algunas pestes y enfermedades, especialmente si se riega de más.

Erwinia sp. y Fusarium spp

Surgen por una exceso de humedad y sustratos con mal drenaje y poco ventilados. Dañan el rizoma y la base de los tallos.

El rizoma presenta manchas y malformaciones.

Para su control se recomienda la eliminación de plantas enfermas, llevar a cabo un manejo adecuado del cultivo —abonado, riegos, etcétera— y realizar tratamientos preventivos con productos a base de cobre y antibióticos.

Pythium graminicola

La incidencia de este hongo comienza a nivel de suelo y se propaga a lo largo del tronco provocando la podredumbre del tejido.

Se desarrolla con mucha humedad y en temperaturas frías a templadas, sobre todo a finales de invierno.

Para su control se recomiendan tratamientos químicos.

Nematodos

Los nematodos son pequeños fitoparásitos que se encuentran en el suelo.

Su forma es como una lombriz y pueden alcanzar hasta 2 mm dependiendo de la especie. Estos pequeños parásitos se alimentan de los tubérculos del jengibre.

Para controlarlos, podemos sembrar dientes de ajo como repelente. También es importante tener una rotación de cultivos y abonar nuestro suelo.

Pueden también tratarse con esterilización al vapor y solarización.

Más información sobre el jengibre: tipos

tipos de jengibreEtimológicamente, la palabra jengibre procede del indoeuropeo y significa «cuerpo de cuerno».

Es una planta de la familia de las zingiberáceas, cuyo tallo subterráneo es un rizoma horizontal, apreciado por su aroma y sabor picante.

La planta llega a crecer 90 cm de altura, con hojas alargadas de hasta 20 cm.

Puede encontrarse en todas las regiones tropicales del mundo y para cultivarlo, básicamente sólo se necesita de agua y paciencia.

Las diferentes variedades de jengibre se caracterizan principalmente por sus arreglos florales, el tamaño de los rizomas y las formas de las hojas.

De esta manera, algunas de las variedades que podemos encontrar son:

Jengibre espiral 

cómo sembrar jengibreEs autóctona de la región del sudeste de Asia. Sus tallos son semejantes al bambú y forman una circunferencia al torcer, de ahí su denominación.

Puede crecer en una gran variedad de condiciones climáticas y sus flores presentan un tono rojizo.

La temporada floreciente del jengibre espiral es en verano.

Jengibre oculto

Se llama así porque sus flores se esconden en las hojas.

Se trata de una planta de hoja caduca con rizomas ramificados y hojas de color verde o multicolor. Crece y se reproduce muy fácilmente.

Zingiber

Posee un tallo en posición vertical y se caracteriza por sus flores de color amarillo cremoso.

Los rizomas de esta planta son verrugosos y ramificados. Además, los tubérculos contienen una sustancia lechosa que se utiliza en la preparación de champús.

Jengibre lirio de mariposa

Recibe su nombre porque sus flores se parecen precisamente a las alas de una mariposa.sembrar jengibre 1

La altura de esta planta llega a alcanzar los 2 metros y viene en una variedad de tonos como el naranja, el blanco, el rojo y el amarillo.

Globba

Se caracteriza por sus flores, que cuelgan del tallo. Las hojas de esta variedad son largas y los tallos cortos.

Su temporada de floración ocurre en el mes de julio y continúa hasta el otoño. Crece en la sombra y es de muy fácil crecimiento.

Alpinia

El tallo de esta variedad se asemeja al de un árbol de plátano y posee hojas que parecen dobladas.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest