Seleccionar página

Compost: ¿Qué es y Cómo hacer tu propia Composta? [Guía Completa]

El compost o composta sirve fundamentalmente como abono.

Un compost bien hecho debe parecer tierra oscura y estar sin olor.

Pero además de adicionar nutrientes, la composta ayuda regular la acidez y la temperatura, y a mantener la humedad.

En sentido estricto, los términos compost y humus no son sinónimos ni pueden usarse de forma similar.

Cómo hacer compost casero

A continuación, te presentamos  dos métodos para realizar una buen compost. 

Método 1

  1. Haz una capa de paja, ramas, o cualquier otro material que permita que circule el aire y no se aplaste con facilidad. Esta capa debe tener aproximadamente 20 cm y debes colocarla como base, al fondo del silo, de preferencia en contacto con el suelo.
  2. Encima de esta primera capa añade otra con los restos verdes de cosecha.
  3. La tercera capa incorpora materiales ricos en nitrógeno, como el estiércol.
  4. Finalmente, añade una fina capa de entre 2 y 5cm de tierra.
  5. Debes procurar de que el material esté siempre húmedo, pero sin gotear. La proporción entre materiales húmedos y materiales secos debe ser de 2 a 1.
  6. Cada vez que introduzcas más desechos, debes mezclarlos con el material antiguo, hojas o paja. Esto además ayudará a que no aparezca la mosquita de la fruta, que resulta ser muy molesta.
  7. Recuerda que los residuos marrones o ricos en carbono deben humedecerse antes de ser introducidos.
  8. Seguirás añadiendo capas hasta llegar a la altura prevista. Una vez terminado el montón, cúbrelo con tierra o aserrín.

Método 2

  1. Coloca aproximadamente 25cm de ramas gruesas y delgadas.
  2. Encima coloca entre 25 y 30cm de desechos orgánicos de fácil descomposición.
  3. Luego, una pequeña capa de estiércol o algún otro material rico en nitrógeno.
  4. Coloca otra capa de restos orgánicos verdes.
  5. Añade otra capa de estiércol, hasta que alcances el metro y medio de altura.
  6. Al llegar a la altura deseada, cubre con una capa delgada de tierra y deja reposando para que termine de descomponerse.
  7. Humedece la mezcla cada tercer día, en caso de que no llueva.

Compost y compostera

¿Qué es el compost?

humus de lombriz 3Compost es la tierra negra creada a partir de la descomposición de materia orgánica, y puede ser elaborado con restos de comida o desechos de jardín.

El compost maduro se usa como abono o sustrato cuando adquiere una apariencia de color oscura y terrosa, y se distingue porque casi todos los materiales se han descompuesto.

Para elaborarlo se colocan los residuos orgánicos en un silo, el cual le brinda al material un entorno propicio para su correcta descomposición.

De esta manera, el silo no sólo mantiene a los agentes que intervienen en la descomposición de los deshechos, sino también a otros que se alimentan de ellos.

Su aspecto es muy parecido a la tierra de siembra, solo que dentro de su composición presenta una gran cantidad de nutrientes.

Gracias a la enorme variedad de productos orgánicos que existen, los materiales para hacer compost se pueden obtener sin necesidad de invertir nada de dinero.

Además, el tiempo en que tarda su descomposición se puede planificar para que ocurra entre el otoño y el invierno, permitiendo su uso en primavera.

El compost es una herramienta muy utilizada en la agricultura.

¿Cuál es la función de la composta?

Sabías qué...
La función principal de una composta es abonar el terreno donde se establecerá un sembradío.

agricultura biodinámica 2Gracias a que se trata de materia en descomposición aeróbico, se consigue un producto con muchísimos nutrientes que aumenta la calidad del sitio a utilizar.

También se incluyen elementos químicos de alta importancia para el suelo, como el azufre, el fósforo, hierro y potasio.

Sin embargo, no es lo único.

La composta también ayuda a combatir los problemas más frecuentes del suelo, como la erosión o el lavado que se ocasiona durante los períodos de lluvia.

Y si el suelo ha estado expuesto a elevados niveles de contaminación, puede ayudar en su recuperación.

Esto se genera a través de la regularización del pH que causa una influencia directa muy importante sobre el estado del mismo.

Asimismo, es conveniente para  retener la humedad  que las plantas necesitan para crecer.

Y, aunque en líneas generales no se trata de un plaguicida, también ejerce una función importante en contra del crecimiento de hongos y bacterias.

Como podemos ver, sus funciones están todas orientadas a reunir muchos beneficios para las plantaciones.

Por ello, lo mejor es conocer cómo se puede hacer desde casa.

Cuáles son las condiciones óptimas para elaborar un buen compost

Humedad adecuada

Debes procurar que haya materia húmeda en tu compost.

También deberás regarlo si queda seco.

El abono debe tener un  aspecto húmedo, pero sin gotear. 

Si padeces de un exceso de humedad residuos, agrega aserrín para neutralizar.

Aire

sembrar100_14Es necesario ventilar el abono ocasionalmente, para evitar que las capas inferiores se pudran. Así conseguimos un material más homogéneo y aceleramos, a su vez, el proceso de fermentación.

Para mejorar la aireación procura agregar residuos voluminosos y de formas irregulares que permiten que haya huecos en el material y facilitan la circulación del aire.

 Las cortezas y ramas son excelentes ejemplos. 

Si tu compost está en un silo o en recipientes, procura que cuenten con agujeros para permitir la buena ventilación del material.

Temperatura

Entre mayor sea la temperatura en las partes interiores del material, será mejor. Ubicar tu compost bajo la luz del sol contribuirá a acelerar el proceso.

Otra forma de alcanzar las temperaturas deseadas es elaborar grandes cantidades de compost. Entre mayor sea la cantidad, más rápido se calienta el material.

Tamaño de los residuos

Los residuos no deben ser ni muy grandes ni demasiado pequeños. Los primeros tardan mucho en descomponerse, mientras que los segundos dificultan la ventilación del material.

Equilibrio de materiales: Nitrógeno y Carbono

Debe haber un equilibrio entre residuos ricos en carbono y residuos ricos en nitrógeno.

Elementos ricos en nitrógeno:
  • Posos de café. 
  • Abonos verdes. 
  • Céspede. 
  • Purín de ortigas u ortigas frescas. 
  • Estiércol de animales fresco. 
  • Orines. 
Elementos ricos en carbono:
  • Serrín. 
  • Paja de trigo.
  • Cañas de maíz.
  • Ramas de poda. 
  • Hojas de pino. 
  • Papel o cartón (que no incluya tinta u otros elementos químicos).
  • Paja de avena, cebada o centeno.
  • Turbas.

Para lograr un buen equilibrio, te recomendamos lo siguiente

Para lograr un correcto equilibrio en los materiales, ten en consideración lo siguiente:
  • Residuos verdes o ricos en nitrógeno: son la materia húmeda del compost, por lo que se descomponen rápidamente. Suelen provocar el mal olor (las leguminosas suelen desprenden nitrógeno durante su crecimiento).
  • Tallos, hojas y otros restos vegetales verdes de nuestras cosechas.
  • Desperdicios de la cocina como restos de fruta y verdura.
  • Césped.
  • Restos de café y bolsas de infusiones…
  • Estiércoles y purín.
  • Abonos verdes.
  • Residuos marrones o ricos en carbono.

Materiales secos que pueden incluirse

Están secos, por lo que tardan mucho en descomponerse, aunque lo hacen sin dejar malos olores. Deben humedecerse antes de entrar a formar parte del compost:

  • Paja y heno.
  • Aserrín.
  • Ramas y cortezas leñosas.
  • Malas hierbas y hojas secas
  • Papel o cartón.
  • Cáscaras de frutos secos o de huevos.

¿Qué se puede compostar y qué no se puede compostar?

Existe una gran variedad de elementos que podemos utilizar para hacer un compost, a sabiendas de que  lo principal es que sean de carácter orgánico. 

En este sentido, existen algunos elementos que se descomponen más rápido que otros y es por eso que se adecúa el tiempo de trabajo a nivel general.

Lo que podemos incluir en nuestra compostera

Lo que SÍ se puede utilizar para hacer compost:
  • Dentro de la descomposición rápida se cuenta el estiércol de animales, los restos de plantas y hojas verdes, la maleza.
  • En el orden de la descomposición que es más lenta, destacan los restos de alimentos, las flores, entre otros.
  • En el caso del estiércol, es importante referir que el usado debe provenir de animales de granja y no de los domésticos en atención al tipo de alimentación.
  • Cáscaras de frutos secos. 
  • Cáscaras de huevo. 
  • Alimentos estropeados o caducados. 
  • Posos de café. 
  • Henos y hierba desbrozada o segada.
  • Hierbas medicinales.
  • Malas hierbas.
  • Restos de cerveza, vinagre o vino.
  • Césped.

Lo que NO se puede incluir en la compostera

Pero en este aspecto es muy destacable conocer  lo que no se puede utilizar nunca,  ya que pueden producir daños sobre el resto de la materia y no actúan correctamente.

Lo que NO se puede utilizar para hacer compost:
  • Aquí se cuenta la carne de origen animal, las heces de perros y gatos, las cenizas de cigarrillo, cualquier producto lácteo, papel con impresiones a color, etc.
  • En el caso del huevo, solo se deberán usar las cáscaras y no las yemas, pues pueden atraer a roedores y producir malos olores.
  • Tampoco es posible añadir vidrio, metales ni ningún material de este tipo.
  • Productos o materiales químicos.
  • Tabaco debido a que contienen nicotina.
  • Detergentes y otros productos químicos utilizados en los hogares.

Compostador para hacer compost

¿Cuándo echar el compost en nuestro huerto?

El compost  tardará cerca de tres meses en estar lista.  Durante el invierno el tiempo se extiende a seis meses.

Para saber si está lista, toma un puño y observa su color. Deberá ser obscura y no observarás nada de lo depositado, excepto los trozos de ramas.

La composta se aplica una vez al año. Agrega lombrices de tierra donde vayas a poner la composta, para que se oxigene a través de los túneles que cavan.

Si no usas la composta, puedes guardarla en bolsas cerradas herméticamente.

¿Cuánto tiempo tarda en estar preparado?

El proceso para obtener compost se basa en una descomposición de elementos, donde algunos se procesan rápido y otros más lentos.

Para que todo el proceso fluya como debería, es vital permitir que el mismo  haga el ciclo completo,  el cual puede durar un período de 6 a 8 meses.

Un compost bien hecho debe parecer tierra oscura y estar sin olor.

De no obtenerse ese resultado, es mejor desecharlo e iniciar una nueva preparación.

Ahora bien, para comprender mejor todo lo que ocurre dentro del lugar donde estemos almacenando el compost, hay que saber que pasa por cuatro fases.

Mesófila

 La primera es conocida como mesófila.  Es la etapa inicial y, por ende, los materiales incluidos están en estado muy fresco todavía.

El proceso de descomposición se inicia rápidamente con la presencia de microorganismos que hacen que la temperatura interna aumente en gran medida.

En este punto, la humedad que contenga el compost es determinante para iniciar con buen pie el proceso. Lo más recomendable es que esté entre el 40 – 60%.

Termófila

Al momento en que estos microorganismos son reemplazados por bacterias, se dice que empieza la fase dos,  conocida como termófila. 

Se inicia entonces el proceso de degradado de ciertos componentes, como la celulosa, ceras y carbonos.

Aquí también se produce la higienización del entorno, eliminando bacterias y los agentes nocivos que suelen estar presentes en el estiércol.

Enfriamiento

Avanzando hacia la tercera fase, comienzan a  descender las temperaturas  y se originan nuevas bacterias y hongos.

La función de estos será culminar el proceso de degradado de compuestos que quedaron pendientes en la fase II.

Maduración

Por último está la fase de maduración.

En ella se producen movimientos químicos que generan condensación para producir ácidos fúlvicos y húmicos.

¿Dónde puedo comprar compost o una compostera para hacerlo?

Nosotros siempre recomendamos acudir a una tienda especializada cerca de tu localidad, como un vivero, tienda de jardinería especializada, etc.

La razón es que de esta manera podrás ver el producto en primera persona y además un profesional podrá asesorarte mejor sobre lo que necesitas. 

En cualquier caso, podemos recomendarte una serie de productos de Amazon (afiliados) que pueden darte buenos resultados:

Última actualización el 2019-12-05 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Última actualización el 2019-12-04 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

¿Cuáles son los beneficios de la composta?

Ya conocidas las funciones que tiene este compuesto, podemos definir con claridad sus beneficios.

Lo primero es saber que aunque la principal área beneficiada es el suelo, también puede ejercer beneficios en otras zonas.

De esta forma, nos referiremos a los beneficios para cada una de ellas.

Beneficios a nivel del suelo

Ya que es el principal involucrado en todo este proceso, vale la pena iniciar por lo beneficios vinculados directamente a él:

  1. Ayuda a la buena formación de humus.
  2. Facilita el correcto movimiento de microbios en el suelo.
  3. Sirve de capa protectora para hacer frente a los agentes que dañan el suelo, como la basura y la humedad excesiva por lluvia.
  4. Facilita que se absorba mejor el agua.
  5. Permite que las raíces de la plantas se fijen con más fuerza y crezcan más fuertes y saludables.
  6. Ayuda a que lo que en otrora se consideraría basura, ahora tenga una nueva función.

Beneficios a nivel ecológico

En materia de ecología también existen beneficios que vale la pena rescatar, pues estos precisamente están vinculados a los cambios para protección del ambiente.

  1. Las enzimas y bacterias buenas se absorben con mucha facilidad.
  2. Se reducen los gastos en materia de fertilizantes y de limpieza de terrenos por acumulación de basura.
  3. Evita la pérdida de agua de las plantas por la evaporación.
  4. Las emisiones de dióxido de carbono se ven reducidas al no necesitarse el transporte de los materiales usados para hacer compost.
  5. Evita la deforestación al nutrir la tierra y facilitar el desarrollo de nuevas plantas.
  6. Las plantas están más saludables y producen mejores frutos.
  7. Puede utilizarse en cualquier tipo de suelo.

Conclusiones sobre el compost

Con toda esta información no queda dudas de que  hacer un compost será bastante fácil para todos. 

Además, el tiempo de inversión es relativamente poco pues la propia naturaleza se encarga de hacer el 90% del trabajo.

Por otro lado, ayuda mucho a reducir los desechos en vertederos de basura, sobre todo en las grandes ciudades.

Y si reducimos basura al mismo tiempo que resguardamos la buena existencia de los suelos, estaremos avanzando con pasos firmes en pro de nuestro planeta.

Asunto que no solo nos será útil a nosotros, sino también a las generaciones futuras.

Así que, ¡A fabricar compost se ha dicho!

Última actualización

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest