Foto del autor
Publicado por Mady Rojas
Última Actualización el

Las 10 Plantas Más Fáciles de Cuidar [+FOTOS]

Inicio » Plantas » plantas fáciles de cuidar

Las plantas fáciles de cuidar forman un conjunto de opciones que son ideales para condiciones adversas, principiantes o personas con poco tiempo libre.

Su grado de resistencia es tan elevado y sus exigencias tan pocas que se convierten en opciones magníficas para tener, sobre todo, dentro de casa.

Existen muchas de ellas y de todo tipo, desde las más simples de hojas verdes hasta aquellas capaces de regalar floraciones hermosas.

¿Quieres conocerlas y seleccionar una o más que sean útiles para tener en casa? Aprovecha porque aquí te mostraremos unas cuantas.

 

Costilla de Adán

  • Nombre científico: Monstera Deliciosa.
    plantas fáciles de cuidar costilla de adán
    Egle_pe / Pixabay
  • Nombre común: costilla de Adán, cerimán, esqueleto de caballo, balazo, mano de tigre, filodendron, monstera, piñanona, entre otros.
  • Altura: si se tiene en condiciones idóneas puede crecer hasta los 20 metros.
  • Necesidad de luz: va bien con iluminación media o baja, sin sol directo.
  • Temperatura: mantener con 25° C de preferencia.
  • Riego: poco regular, manteniendo el sustrato húmedo.
  • Abono: usar abono especial para plantas verdes durante los días de verano.

La costilla de adán es una de las plantas más populares para tener en interior, tanto por su belleza única como por el hecho de ser tan poco exigente.

Tiene unas hojas características que aparentan formar una columna vertebral, ya que los extremos tienen aberturas.

No exige ningún cuidado en particular y, de hecho, el riego se puede realizar cada varios días, por lo que no pasa nada si se olvida en un momento puntual.

Echeveria

  • Nombre científico: Echeveria Elegans.
    plantas fáciles de cuidar Echeveria
    PublicDomainPictures / Pixabay
  • Nombre común: echeveria, echeverio, rosa de balastro.
  • Altura: hasta un máximo de 25 centímetros.
  • Necesidad de luz: media, prefiere lugares con semisombra.
  • Temperatura: va bien en climas frescos sin heladas. Resiste hasta -4° C.
  • Riego: poco frecuente, solo regar cuando el sustrato se seque.
  • Abono: abono específico para cactáceas solo en época de calor.

Es una de las versiones de plantas en miniatura más elegantes que existen y que resultan muy fáciles de cuidar.

Se pudre fácil con el exceso de humedad en el sustrato, por lo que no hay que estar muy atentos al riego.

Tiene hojas carnosas de color verde azulado, crece en forma de rosetón, por lo que vista desde arriba parece una flor en vez de una planta.

Sansevieria

  • Nombre científico: Sansevieria Trifasciata “Laurentii”.
    plantas fáciles de cuidar Sansevieria
    zoosnow / Pixabay
  • Nombre común: sansevieria, espada de San Jorge, lengua de suegra.
  • Altura: puede crecer y alcanzar 2 metros de altura.
  • Necesidad de luz: puede ubicarse en espacios iluminados.
  • Temperatura: mejor mantener sobre los 15° C.
  • Riego: poco frecuente, solo le hará falta cuando el sustrato se seque, por capilaridad.
  • Abono: usar abono para plantas verdes en primavera y verano.

Otra de las clásicas plantas de interior que resultan fáciles de cuidar es la sansevieria, sea esta versión de hojas largas o la de hojas redondas.

Tiene hojas de color verde oscuro que en los extremos se vuelven amarillas, lo que genera un interesante contraste.

Va bien en espacios de interior, embelleciendo el entorno sin apenas causar molestias en cuanto a sus cuidados.

Cuna de Moisés

  • Nombre científico: Spathiphyllum Wallisii.
    plantas fáciles de cuidar cuna de Moisés
    axe20 / Pixabay
  • Nombre común: cuna de Moisés, espatifilio, spatifilum, spatifilio, anturio.
  • Altura: si crece a buen ritmo puede llegar a 1 metro.
  • Necesidad de luz: va bien con mucha luz, pero que no sea directa.
  • Temperatura: espacio cálido que esté sobre los 15° C.
  • Riego: regular, sin encharcar. Conviene pulverizar las hojas en verano.
  • Abono: aplicar 2 veces al mes cuando esté en plena floración.

La cuna de Moisés se considera como una de las plantas fáciles de cuidar más elegantes que existe porque genera una flor blanca impecable y hermosa.

Su nombre se debe a que las flores blancas que produce tienen los bordes ondulados hacia arriba logrando una forma como de cuna.

No exige muchos cuidados y da señales pronto cuando algo va mal, así que si ves que las hojas se caen, corre a regarla porque es justo lo que le falta.

Aeonium

  • Nombre científico: Aeonium.
    plantas fáciles de cuidar Aeonium
    pasja1000 / Pixabay
  • Nombre común: aeonium.
  • Altura: alrededor de 30 centímetros.
  • Necesidad de luz: media, no necesita estar expuesta a sol directo.
  • Temperatura: alrededor de los 20° C para estar perfectas.
  • Riego: poco frecuente, usar el método por capilaridad.
  • Abono: no es indispensable.

Las aeonium son una especie de plantas crasas que se reconocen por su gran resistencia a las condiciones más desfavorables del entorno.

Son bastante decorativas porque sus hojas nacen en forma de rosetas y son carnosas, lo que le confiere un aspecto como de flor verde.

Existen diferentes variedades y algunas son muy pequeñas, lo que permite ubicarlas dentro de casa sin ningún conflicto.

Pata de elefante

  • Nombre científico: Yucca Elephantipes.
    plantas fáciles de cuidar pata de elefante
    knollzw / Pixabay
  • Nombre común: pata de elefante, yuca pie de elefante.
  • Altura: con condiciones óptimas alcanza hasta 10 metros.
  • Necesidad de luz: vive bien con luz media o alta.
  • Temperatura: prefiere los climas cálidos, resguardándola en invierno.
  • Riego: regular, puede resistir la sequía de forma puntual.
  • Abono: usar un abono para plantas verdes durante el verano.

Esta es una planta robusta en su estructura y que resulta muy fácil de cuidar. Lo mejor es que admite una ubicación tanto en interiores como en exteriores.

Para principiantes es una opción ideal porque crece con rapidez, por lo que será posible obtener resultados en poco tiempo.

Su forma es única, con un tallo fuerte y marrón que dará al entorno un aspecto poco repetible, así que hay que ubicarla muy bien.

Kalanchoe

  • Nombre científico: Kalanchoe Blossfeldiana.
    plantas fáciles de cuidar Kalanchoe
    Chesna / Pixabay
  • Nombre común: Kalanchoe, escarlata, calancoe.
  • Altura: es pequeña, solo llega a 30 centímetros como máximo.
  • Necesidad de luz: media, necesita de oscuridad para florecer.
  • Temperatura: entre 15 y 18° C para que esté sano.
  • Riego: poco frecuente, no tolera el encharcamiento.
  • Abono: especial para plantas con flor en conjunto con el riego.

Dentro del grupo de las plantas fáciles de cuidar y que además generan floración, las kalanchoe están en primer lugar.

Estas plantas hermosas colorean el paisaje de distintas tonalidades, pudiendo embellecer tanto interiores como exteriores.

No exige casi cuidados y más bien es recomendable someterla a un tiempo de sequía antes de pasarse con el riego.

Potos

  • Nombre científico: Epipremnum Aureum.
    plantas fáciles de cuidar potos
    Flickr
  • Nombre común: Potos, potus, poto.
  • Altura: puede crecer con vigorosidad hasta los 20 metros.
  • Necesidad de luz: se adapta bien a espacios con luz media o alta.
  • Temperatura: lo mejor es que esté alrededor de los 18° C.
  • Riego: poco frecuente, hay que regar cuando el sustrato esté secándose.
  • Abono: usar abono para plantas verdes dos veces al mes en verano.

El potos es una planta muy característica del interior de las casas porque es tan buena en su comportamiento como en su utilidad, ya que no solo decora, también limpia el ambiente.

Sus hojas son capaces de absorber los olores tóxicos que existan, como el del cloro, permitiendo así que los espacios estén bien oxigenados.

Se puede tener en maceta como planta con podas, o dejar que crezca como enredadera ayudándola con algún soporte.

Cactus

  • Nombre científico: Cactaceae.
    plantas fáciles de cuidar Cactus
    Mikes-Photography / Pixabay
  • Nombre común: cactus, cactos.
  • Altura: variable en dependencia a la especie específica.
  • Necesidad de luz: es variable según la especie.
  • Temperatura: son plantas de calor que pueden soportar eventuales bajas temperaturas, pero no heladas.
  • Riego: ya que almacenan agua en su interior, los riegos deben ser mínimos.
  • Abono: usar abonos especiales para cactus.

Los cactus son plantas fáciles de cuidar sin discusión. Su amplia variedad permite disfrutar de colores y diseños variados, de manera que se adapten a todos los gustos.

También resultan muy prácticas en cuanto los riegos, ya que apenas les hacen falta porque acumulan agua dentro de su estructura.

Y por temas de iluminación hay que informarse porque todo depende de la especie. Algunas necesitan más luz que otras e incluso les puede hacer falta sol directo.

Para saber más, échale un vistao a nuestros artículos sobre los cactus:

Planta del dinero

  • Nombre científico: Plectranthus Australis.
    plantas fáciles de cuidar planta del dinero
    Flickr
  • Nombre común: planta del dinero, planta del euro, plectranto.
  • Altura: varía desde unos pocos centímetros hasta 2 metros cuando se le permite.
  • Necesidad de luz: desde la semisombra hasta el sol directo.
  • Temperatura: fresca, con temperaturas que se mantengan por encima de los 5° C.
  • Riego: frecuente, le gusta la humedad relativa.
  • Abono: quincenal, especial para plantas verdes en primavera y verano.

Esta planta es muy famosa, quizás por la esperanza que evoca su nombre. De hecho, se dice que si se siembra y prospera es señal de prosperidad económica.

Es útil para tener en interiores o exteriores, en macetas bajas o colgantes. Esto implica que se adapta a casi cualquier condición de vida, lo que se hace genial para quienes buscan una planta que sea fácil de cuidar.

El único cuidado puntual que se recomienda para que se vuelva más frondosa es despuntar las ramas en pleno crecimiento, esa acción ayudará a que las ramas laterales se reproduzcan.

Las plantas que son fáciles de cuidar generalmente se cuentan como versiones de interior, ya que en el exterior ameritan todavía menos cuidados después que son adultas.

Existe eso sí una recomendación que hacen los especialistas con respecto a ellas y es mantenerlas en el mismo lugar.

Por más resistentes que sean, las plantas tienden a acostumbrarse a las condiciones de luz y temperatura que tienen en un espacio y al moverlas se pueden estresar y afectar su salud.

Otras plantas que son fáciles de cuidar

Aloe vera (Aloe barbadensis miller)

Plantas fáciles de cuidar
Pixeleye / Pixabay

El aloe es posiblemente mi planta favorita en cuanto a que sigue queriéndome a pesar de mis olvidos. Si no recuerdas la última vez que regaste tus plantas, el aloe es perfecto para ti.

Aunque me costaría decir que algo es indestructible, es más probable que un exceso de atención provoque la desaparición del aloe que un defecto.

Un ejemplo: Una vez conocimos a una persona que se dedicó a regar y nebulizar las plantas. Trató a todas las plantas por igual. A mi aloe no le gustaba que le rociaran o regaran tanto. Un poco de descuido y volvió a ser el aloe feliz.
Consejos para cuidarla:
  • Luz: luz brillante e indirecta
  • Agua: mensualmente (dejar que se seque completamente entre riegos)
  • Toxicidad: tóxico para mascotas.

Planta ZZ (Zamioculcas zamiifolia)

Zamioculcas
Freja / Pixabay

Las plantas ZZ son las plantas ideales para empezar. Si te olvidas de regar, la ZZ es perfecta para ti. No he tenido que preocuparme ni una sola vez de si le pasaba algo.

Simplemente está aquí, relajándose en el rincón. A veces la riego, a veces no, y vivimos en perfecta armonía.

La ZZ recibe puntos extra por lo bonita que es. Si quieres algo aún más único, busca una ZZ de cuervo, una impresionante variación negra.

Consejos para cuidarla:
  • Luz: poca luz.
  • Agua: mensualmente (dejar secar completamente entre riegos)
  • Toxicidad: tóxico para mascotas.

Planta de hierro fundido (Aspidistra elatior)

Planta de hierro
Nennieinszweidrei / Pixabay

Las plantas de hierro fundido son perfectas si tu rutina ideal de mantenimiento de plantas es casi nula.

Si quieres una planta viva, pero no quieres cuidar una planta viva, prueba con uno de estos tipos robustos.

Hacen que el cuidado de las plantas sea un paseo por el jardín.

Consejos para cuidarla:
  • Luz: poca luz.
  • Agua: semanalmente (dejar secar entre riegos).
  • Toxicidad: no es tóxica para mascotas.

Suculentas (varias familias)

Suculentas
MeganLeeB / Pixabay

Las suculentas se han puesto de moda con sus propios feeds de Instagram y subreddits. A pesar de que hemos tenido problemas con las suculentas, las incluyo porque son realmente unas de las mejores plantas para principiantes.

Si se están muriendo, es probable que se deba a la falta de luz o al exceso de agua.

Consejos para cuidarla:
  • Luz: luz brillante e indirecta.
  • Agua: mensualmente (dejar secar completamente entre riegos).
  • Toxicidad: la mayoría (pero no todas) no son tóxicas. La planta de felpa, el cactus arbóreo y la roseta de cera son apuestas seguras.
Mady Rojas
Redactora, Editora, Correctora | madyrojasmeneses@gmail.com | Website

Mi nombre es Mady Rojas Meneses y soy redactora freelance desde el 2018. Encontré el camino para la felicidad a nivel profesional: llenar páginas web de contenidos útiles, interesantes y fáciles de leer como el que ves arriba. Hago lo que amo y amo lo que hago.

Deja un comentario

Optionally add an image (JPEG only)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.