Frijoles
3 (60%) 1 vote

Sembrar Frijoles en [12 Pasos]: Su Cultivo, su Cosecha y Todo lo que Necesitas Saber

¿Sabías una cosa?

Los frijoles o judías son una de las mejores plantas que puedes sembrar en tu huerto.

¿La razón? Varias. Mira:

  • Desprenden nitrógeno mientras crecen, por lo que son un  excelente fertilizante natural  para el resto de cultivos.
  •  La cantidad de proteínas  que tienen por gramo es una de las más elevadas dentro de las verduras.
  • Tendrán un sabor brutal gracias a que son ecológicas y sembradas por ti mismo.

¿Necesitas algo más? Yo creo que no. Ahora, si lees esta guía, aprenderás todo lo que necesitas para sembrar judías con éxito.

Vamos a ello 🙂

Sembrar Frijoles (Judías, Alubias, Habichuelas) Paso a Paso:

El frijol es una leguminosa, al igual que el garbanzo, el chícharo, la lenteja, la jícama, el guisante, el cacahuate, las habas, la soya y la alfalfa.

También es conocida por otros nombres, como: Habichuelas,​ Judías, Alubias

Estas plantas son valiosas no solamente por sus grandes beneficios a la salud del ser humano, sino también porque aportan nitrógeno a la tierra, convirtiéndola en  un fertilizante natural  de los demás cultivos.

Se caracterizan por ser plantas trepadoras y, además de ser una buena fuente de proteínas, minerales y fibras. En la actualidad, es una de las verduras más apreciadas y consumidas en el mundo.

Sabías qué...
Las plantas de judías son heliotrópicas; es decir, se mueven durante el día para mantenerse orientadas directamente al sol.

Principales beneficios del Frijol

  • Los frijoles son de los alimentos de origen vegetal que  más proteínas contienen .
  • Además de su alto contenido proteíco, son una importante fuente de fibra, carbohidratos, hierro, folatos y otros nutrientes esenciales.
  • El consumo de frijol puede reducir el riesgo de enfermedades del corazón, pues ayuda a reducir los niveles de colesterol y la homocisteína.
  • Son alimentos con bajo índice glucémico, es decir que ayudan a disminuir los picos de glucosa en la sangre después de comer.

Tipos de Frijol

En el mundo se conocen alrededor de  150 especies de frijoles , cada una de ellas con gran variedad de tamaños, colores y requerimientos ecológicos para su cultivo.

Según su porte se distinguen dos variedades:

  • Enanas: las plantas alcanzan medio metro de altura. Suelen ser más precoces y menos productivas que las de enrame. Además, su ciclo vegetativo es más corto.
  • Altas o de enrame: son plantas trepadoras que llegan a alcanzar los 3 metros de longitud. Tienen tallos provistos de zarcillos y suelen ser de ciclo más largo y más productivas que las enanas.

Según la forma y el tamaño de las vainas:

  • Sabinal: de vainas gruesas y planas.
  • Garrafales: de vainas aplastadas, más anchas en el centro que en los lados.
  • Boby: de vaina cilíndricas y frijoles verdes y gruesos, muy carnosos y de forma redondeada.
  • Azul: variedad poco frecuente en el mercado que se caracteriza por su color azul que desaparece con la cocción.
  • Borlotto: presenta un color blanco, con un jaspeado rojo.
  • Judía de cera: el color de la vaina es amarillo o blanco.

Según la región, también existen otras variedades, algunas más populares que otras.

Así tenemos: el frijol azufrado, frijol mayocoba, frijol peruano, Flor de Mayo, Flor de Junio, frijol manzano, frijol pinto, alubia blanca, frijol bayo blanco, bayo berrendo, y un largo etcétera.

¿Qué necesitamos para sembrar frijoles?

Las fechas

La siembra de judías o habichuelas varía dependiendo de la zona. Puedes consultar el calendario de siembra aquí.

En zonas templadas se siembra en marzo, mientras que en zonas donde prevalecen climas más fríos se debe esperar hasta principios de mayo.

Sabías qué...
La palabra frijol es la forma moderna del vocablo español antiguo: «frisol».

La temperatura y la luminosidad

Se desarrollan mejor en climas cálidos y templados y no soportan bien el trasplante, por lo que es preferible sembrarlas directamente.cómo sembrar judias, frijoles, habichuelas, alubias

A la hora de elegir la parcela, buscaremos que estén expuestas al sol, para que el suelo pueda calentarse.

La siembra deberá realizarse cuando la temperatura del suelo sea superior a los 10 ºC, siendo  la temperatura óptima del suelo entre los 15 y los 20 ºC 

Cuando la temperatura es menor a 15 ºC la vegetación es poco vigorosa y los frutos quedan en forma de ganchillo.

Por encima de los 30 ºC aparecen deformaciones en las vainas y se produce el aborto de flores.

En cuanto a la luminosidad, se trata de una planta de día corto.

No obstante, la luminosidad condiciona la fotosíntesis, mientras la humedad relativa sea la adecuada, soporta bien mayor exposición a la luz y el calor.

En zonas con mucho viento es recomendable protegerlas, pues son plantas frágiles y no soportan la incidencia directa de vientos fuertes.

La humedad y los riesgos

Requieren de suelos que no se resequen, pues soportan mal la carencia de humedad. En ese sentido,  es muy exigente en lo que se refiere a la frecuencia y volumen del riego. 

cosechar judias, frijoles, habichuelas, alubiasLa humedad relativa óptima durante la primera fase de cultivo es del 60%, y posteriormente oscila entre el 65 % y el 75 %.

De dos a cuatro días antes de sembrar frijoles conviene dar un riego para facilitar la siembra y la germinación de las semillas.

Después de la siembra, regaremos únicamente hasta que aparezcan los primeros brotes.

En los primeros estados de desarrollo conviene mantener el suelo con poca humedad, sin embargo las necesidades de agua son muy elevadas poco antes de la floración y después de esta.

 lAl regar, lo más importante es evitar el encharcamiento.  Un exceso de agua puede provocar clorosis y pérdida de cosecha.

Utiliza el riego por goteo para ir aportando agua poco a poco a lo largo del día y la noche, en cantidades moderadas. Para evitar que se formen hongos, lo mejor es apuntar el agua a la tierra y no a las hojas.

Un riego desequilibrado disminuirá la calidad de los frutos.

Sabías qué...
Para reducir la producción de gases ocasionada por consumo de frijol, se recomienda remojarlos en abundante agua durante la noche, antes de cocerlos.

Por supuesto, debemos deshacernos del agua en la que los remojamos, ya que en ella se encuentran disueltos todos los azúcares indigestibles que ocasionan las flatulencias.

El sustrato y los nutrientes

Aunque los frijoles toleran una amplia gama de suelos, los más indicados son los suelos ligeros, de textura silíceo-limosa, con buen drenaje y ricos en humus, pero sin restos de materia orgánica fresca.

En suelos muy arcillosos o demasiado salinos, se desarrolla con deficiencias, mientras que en suelos calizos las plantas presentan frutos gruesos y con hebras.

 El pH óptimo oscila entre 6 y 7.5  aunque en suelo enarenado y con riego localizado se desarrolla bien con valores de hasta 8.0

En cuanto a nutrientes, el frijol no requiere abonado, ya que la planta es capaz de fijar el nitrógeno atmosférico en el suelo.

Si el suelo es muy pobre, se puede esparcir abono orgánico muy descompuesto, un mes antes de la siembra.

No es necesario que el suelo sea excesivamente profundo, pero si que tenga un buen drenado. Para lograr esto, se puede agregar al sustrato aserrín o piedras pequeñas para facilitar el drenaje.

Otra buena idea para facilitar que el agua se drene correctamente es el acolchado con mantillo u hojas de consuelda.

Sabías qué...
Los aztecas le llamaban etl, los mayas búul, los incas purutu, los cumanagotos de Venezuela lo conocían como caraotas y los chibchas de Colombia como histe.

Actualmente, según el país o la región, el frijol es conocido como ​habichuela, poroto, ​judía​ y alubia.

Cómo sembrar frijoles

 1  Limpia el terreno, extrayendo malas hierbas y restos de cultivos anteriores.sembrar semillas paso a paso

 2  Humedece el terreno días antes de sembrar.

 3  Introduce las semillas en el suelo:

Para las variedades enanas se suelen trazar surcos con una distancia entre ellos de medio metro. En cada surco se cavan hoyos separados entre sí a 40 cm. En cada hoyo se deposita entre 4 y 5 semillas.

Para las variedades de enrame se trazan surcos con una distancia mínima entre ellos de 75 cm para permitir una ventilación adecuada. En cada surco se cavan hoyos separados entre sí a 60 cm. En cada hoyo se deposita entre 4 y 5 semillas.

 4  Colocar un acolchado orgánico para controlar las hierbas y mantener el suelo aireado y húmedo.

 5  Selecciona la plántulas más sanas y fuertes.

Las semillas germinarán entre los 7 y 20 días.

Si han germinado más de una semilla en cada agujero, conserva la más fuerte. Para hacerlo, no tires de la débil, pues puedes dañar las hojas. Una simple poda a nivel de suelo es suficiente.

 6  Protege tus plantas.regar judias, frijoles, habichuelas, alubias

Utiliza mallas para proteger tus plantas de plagas y posibles depredadores, en especial conejos y ardillas. La protección es importante principalmente en zonas con mucho viento.

 7  Prepara un enrejado o estructura para tutorar la planta.

Si bien, las variedades enanas no requieren tutores, las variedades de enrame si, por lo que colocaremos palos tutores de 2,5m para que vayan subiendo por ellos.

La estructura más habitual para colocar los tutores es la piramidal; para ello uniremos las cañas de dos líneas, inclinándolas y atándolas en el centro.

Puedes colocar el tutor cuando las plantas alcancen aproximadamente 10cm.

 8  Deshoja tus plantas regularmente.

Esta práctica mejora la calidad y cantidad de la producción y disminuye el riesgo de enfermedades, puesto que promueve una ventilación adecuada.

La cosecha y recolección 

Ocurre de  dos a tres meses después de la siembra , aunque si queremos obtener frijol seco, debemos esperar hasta los cuatro meses.

La recolección es manual, cuando las vainas ya están formadas, pero sin dejarlas mucho tiempo en la mata, pues adquieren una textura fibrosa.sembrar judias, frijoles, habichuelas, alubias

La frecuencia con que se realiza esta operación oscila entre 7 y 12 días, dependiendo de la variedad.

En variedades enanas, la recolección puede durar hasta 90 días, mientras que en las variedades de enrame llega hasta los 95 días.

Como la planta es muy delicada, al cosechar intentaremos no dañar las ramas ni las vainas. Para mantener una buena producción, conviene regar copiosamente tras la cosecha.

Para la cosecha de frijol seco, puedes recoger de la mata, uno a uno, los frijoles que veamos maduros.

Si lo prefieres, también puedes dejar que maduren todas las vainas y luego arrancar las plantas, dejándolas secar al sol durante una semana.

Asociaciones favorables

Existe un tipo de asociación, llamada  asociación precolombina , la cual consiste en sembrar maíz, frijol y calabaza.sembrar maíz 6

Cuando el maíz mide alrededor de un palmo, se plantan frijoles.

De esta forma, el maíz sirve de tutor para el frijol y, a cambio, éstos le proporcionan nitrógeno.

Las calabazas ocupan los espacios entre las plantas de maíz y sirven, además, para acolchar el suelo y protegerlo del sol en verano. Así tendremos una combinación perfecta.

 Los frijoles combinan bien con las zanahorias, las coles, los pepinos, el perejil, la patata y el tomate

Asociaciones NO favorables

Aunque se llevan bien con la mayoría de las plantas, no deben sembrarse frijoles junto con ajos, hinojos, puerro o cebolla.

Sabías qué...
Cuando se ingiere frijol junto con maíz, se forman todos los aminoácidos que requiere el cuerpo humano.

Plagas y Enfermedades comunes

Los frijoles pueden enfrentar diferentes plagas y enfermedades durante su cultivo. Las más comunes son:

Depredadores

Pájaros, caracoles y roedores. Para prevenir que se coman los cultivos de frijol, lo mejor es proteger la planta con mallas protectoras.

Pulgones

Se recomienda aplicación de purín de ortiga como prevención.pulgones

Para combatirlos se puede aplicar jabón potásico o biodegradable en el envés de las plantas.

Se debe aplicar muy temprano por la mañana o por la tarde, cuando el sol ya no dé en las hojas. El jabón ayudará a limpiar la melaza excretada por el pulgón y reblandecerá su cutícula.

Si la plaga persiste o es muy abundante, luego de limpiar las hojas con el jabón, aplicaremos extracto de neem, que actuará como insecticida.

Araña roja

Se puede mojar de noche por aspersión para mantener la humedad.

Para combatir una infestación puede aplicarse un extracto de ajo y chile, aunque si la planta se encuentra muy afectada, lo más recomendable es eliminarla para evitar que se esparza a las demás plantas.

Mosca blanca

mosca blancaPulverizar el envés de las hojas con jabón potásico al 1% con agua de lluvia o destilada.

Antracnosis

Es una enfermedad que se manifiesta por la aparición de manchas oscuras sobre las hojas y vainas si el tiempo es muy húmedo.

Se presenta solamente en zonas húmedas, sin incidencia en climas secos.

Para prevenirla, intentaremos no cosechar si el tiempo es muy húmedo. En el caso de que las cultivemos en zonas húmedas, podemos aplicar cola de caballo.

También se puede aplicar un tratamiento preventivo con caldo bordelés, una combinación de sulfato cúprico y cal hidratada. Este patógeno ataca igualmente a un gran número de especies de cultivos frutales tropicales.

Oídio

Lo mejor es instalar un sistema de riego por goteo y aplicar cola de caballo como prevención.

También funciona eliminar malas hierbasrestos de cultivo y favorecer la ventilación del cultivo.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quiéres conocer los mejores Trucos para tu propio Huerto Ecológico?

Te iremos enviando los mejores trucos que hemos aprendido para aplicar directamente en tu huerto. Sin publicidad y sin basura. Gracias :-)

¡Muchas gracias!

Pin It on Pinterest